Decir que un sitio web es seguro no es suficiente. 

Cuando estás en internet, ¿has notado cómo algunas direcciones o sitios web empiezan con HTTP y otras con HTTPS? 

HTTPS significa que tu página web está protegida con un certificado SSL. 

Lo que hace este certificado es encriptar (proteger) toda la información que pasa entre tu página web y los servidores evitando así, que sea interceptada por hackers.

La plataforma de Expansive cuenta con un certificado SSL, cumpliendo así los protocolos básicos de seguridad. 

Esto brinda mayor confianza a nuestros inversionistas y desarrolladores ya que de esta manera, les aseguramos que su información confidencial está a salvo.

Además, tener un certificado SSL es la mejor forma de comprobar que nosotros somos el propietario verificado de nuestra página web y no existe ningún tercero que la maneje.  

Ah, por cierto, Google Chrome empezará a avisar de aquellas páginas que no tengan HTTPS con un aviso de no seguro.

Esperamos que este artículo haya sido de mucha ayuda 😉

¿Encontró su respuesta?